¡Hoy comenzamos una serie especial! ¿Hablamos de la Luna en los signos? Comenzamos con la Luna en Aries, el primer signo del Zodiaco, perteneciente al elemento Fuego.

La energía de Aries lleva en sí misma un poder único de iniciación, liderazgo, acción, coraje y valentía para afrontar las situaciones de frente, imponiendo lo que quiere. Pero, ¿cómo se manifiesta esto en el signo lunar? Más información

La Luna en la Astrología

Mientras que el Sol es una fuerza masculina, que representa nuestra energía vital, creatividad y voluntad consciente de actuar, la Luna es una energía femenina que simboliza nuestra sensibilidad, afectividad e imaginación. También habla de los deseos inconscientes y de la forma en que nutrimos y somos nutridos.

¿Aún no conoces tu signo lunar? Cree su carta estelar gratuita para averiguarlo.

Sigue leyendo para conocer las características y el significado de tener la Luna en Aries, su relación con la maternidad y los poderes emocionales y los retos de los nacidos con esta colocación.

Vea el vídeo: La Luna y nuestras emociones

Gobernantes de la Luna

  • Cáncer: La Luna rige este signo de Agua y ambos tienen características similares, como la sensibilidad, el instinto de protección y el interés por conocer y honrar la ascendencia. Las energías cancerianas y lunares hablan también de fertilidad e imaginación.
  • Casa IV: la Casa IV astrológica está asociada a la Luna, el astro que aporta la base de nuestra afectividad y cómo se solidifica. También se conoce como el Fondo del Cielo, y es indispensable para entender nuestra estructura familiar, raíces y referencias personales para un desarrollo saludable del «yo», hacia nuestro propósito de vida, es decir, el Medio del Cielo (casa 10).

Significado de la Luna en Aries

Tener la Luna en Aries significa ser una persona impulsiva y es común actuar en el calor del momento y de forma precipitada. Tu forma de expresarte suele ser muy orgullosa y altiva, y cuando te sientes afectado por el mundo exterior, tiendes a reaccionar sin pensar.

La fuerza aria está estrechamente vinculada a la infancia, una fase en la que los retos se perciben con inmensa intensidad porque el niño aún no es lo suficientemente maduro para procesarlos conscientemente. Por esta razón, el individuo con este signo lunar puede comportarse, en algunas situaciones, casi como un adolescente. Tanto con un enorme entusiasmo por lo que le gusta como con una postura de «lloriqueo» cuando se le contradice.

Emociones intensas

A pesar de la intensidad, son precisamente los desafíos emocionales los que fortalecen a la persona con la Luna en Aries. Es un territorio cómodo, en cierto modo, ya que impone su voluntad y lucha por sus relaciones.
Dentro del entorno familiar, es ella quien toma las riendas de las decisiones que hay que tomar y que otros miembros de la familia acaban posponiendo. Sus emociones son palpitantes y vibrantes, por lo que podemos comparar su fondo emocional con un parque de atracciones, lleno de adrenalina y aventura.

Leer más: La Luna en los signos – Aries

Características de la Luna en Aries

  • Acción de imposición
  • Iniciativa
  • Decisión
  • Actitud
  • Asertividad
  • Valor
  • Entusiasmo
  • Intensidad emocional

Luna en el elemento Fuego

Tener la Luna en un signo de Fuego, como Aries, hace que la persona esté siempre dispuesta a luchar por sus deseos y sueños. Por eso, si no tiene cuidado, puede llegar a sobrepasar la sana medida de la asertividad y la imposición.

El elemento Fuego bajo influencia lunar también quiere hacer valer sus deseos en las relaciones afectivas. Así que, en el amor, ten cuidado de no asustar a tu pareja. Al fin y al cabo, en una relación es importante que ambas partes tengan un espacio para hablar y escuchar activamente, para que el intercambio evolucione y no se convierta en un campo de batalla. La intención no es demostrar quién es mejor o tiene más razón, sino unir fuerzas para llegar más lejos juntos.

El elemento Fuego tiene mucha fuerza y, sumado a la energía de Aries, se convierte en inmediato. Te gusta que las cosas sucedan en el presente, aquí y ahora, lo cual es muy positivo ya que hay un estímulo para actuar y salir de la zona de confort. Sin embargo, esto puede ser un poco intimidante para quienes no conocen su forma de ser o no siguen todavía su ritmo.

La Luna en Aries y la maternidad

¡Aventura a la vista! La madre con la Luna en Aries suele ser divertida, jovial y siempre está dispuesta a sentarse en el suelo con sus hijos, jugando como si todos tuvieran la misma edad. Su aguda creatividad y su poder de dirección son capaces de hipnotizar a los niños, que acaban involucrándose durante largos ratos con el entretenimiento que les proporciona esta ingeniosa madre.

También es una madre protectora, que lucha por el bienestar de sus hijos por encima de todo y los anima en sus victorias, no sólo en su mente o en su corazón, sino en primera fila, como la espectadora más animada. Incluso, cuando llegan a la adolescencia, puede hacerles pasar los tan temidos «micos» delante de amigos y compañeros.

En la maternidad de la Luna en Aries, las alegrías están siempre garantizadas. Sin embargo, recuerde que ella también tiene sentimientos y puede sentirse herida por las palabras que salen de su boca. Entonces, ¡sólo un abrazo y una buena disculpa pueden devolver el entusiasmo a esta heroína!

Poderes y desafíos de la Luna en Aries

Entre los superpoderes de este signo astrológico están el impulso para conseguir lo que se quiere, la iniciativa, la fuerza emocional y la espontaneidad. Por otro lado, es fundamental ser consciente de las propias características para hacerlas propias y saber cómo afrontar los momentos en los que no están sincronizadas.

Equilibrio

Por eso, cuando surge el desequilibrio, hay que mirar al signo opuesto y complementario, Libra. Si la Luna en Aries tiene la capacidad de valorar sus propias demandas emocionales, la Luna en Libra es una maestra en ver a la otra persona y reconocer la importancia de la justicia y la empatía en los intercambios.

Por lo tanto, si una relación se desarrolla de forma muy egocéntrica por tu parte, quizá sea el momento de iluminar al signo opuesto de tu Luna. De este modo, puedes ver a la otra persona como un aliado, con deseos que hay que tener en cuenta, encontrando la felicidad y la armonía mutuas.

Ahora que conoces la energía del signo de la Luna, el significado de la Luna en Aries y sus características, ¿qué tal si averiguas más sobre las otras posiciones de tu Carta Estelar?

Lo más destacado del blog

Ver todos